martes, 10 de noviembre de 2009

Mi alter ego en fieltro



Un día mi hermana Lola me regaló una muñeca de fieltro, fue hace tiempo, al poco de publicar mi novela, a mí casi se me había olvidado que la tenía, pero la otra mañana me echó la bronca, y con razón, porque no me la había visto nunca puesta. Así que decidí poner remedio a la situación y me la coloqué en el jersey. Entonces pensé, qué chula que es, le voy a dejar sitio en mi blog, (espero que a mi comentarista anónimo no le moleste). Es redondita y blandita, como yo, jejej... estos últimos meses he engordado un poquito.

Las muñequitas personalizadas las diseña y confecciona artesanalmente la novia de un compañero de trabajo, y se pueden conseguir por internet, ésta es su página, espero que os guste: http://www.micofis.tk/


7 comentarios:

Maribel dijo...

¡Qué chula! Oye, se te parece. Haces bien en dejarle un huequito en el blog, y a tu comentarista anónimo ¿qué le importa? O dicho de otra manera ¿a ti que te importa él?

Un abrazo.

Ardilla Roja dijo...

¡Ay que bonita!, Felisa. Con su libro y todo.

Si le molesta al comentarista anónimo, que se eche agua fresca así por la orilla. Dicen que es muy bueno para el malhumor.

Voy a echarle un ojo a la página.

Besos

Susana dijo...

¡Ay que mona!Voy a entrar ahora mismo en la web porque me parecen chulísimas y ahora que viene la época navideña, pueden resultar un detalle bonito para tener con amigas, compañeras de trabajo...

¡Gracias Felisa!

milagros dijo...

Pero si es Felisa y con el libro de "La asesina de ojos bondadosos" en la mano...
Del anónimo te tienes que olvidar. No permitas que influya en tus entradas. Sigue siendo como eres y, al que no le guste...que no mire.

pais magico dijo...

Que graciosa.. una regallina bien merecida.... porque la muñequita es preciosa.

BESITOS..

miCoFis dijo...

Hola Felisa

me alegro mucho de que te guste tu réplica en fieltro ;)

Muchas gracias por la entrada, me ha encantado.

un beso.

Incongruente dijo...

Felisa, ¿por qué te empeñas en dar importancia y publicidad gratuita a quien ni la merece ni la valora? Tu anónimo admirador es ya historia para nosotros, los que te leemos y apreciamos tu valía como escritora; para ti, no debería ser ni tan siquiera una anecdota.
¿Engordado? ¿Has dicho engordado? Será por los piropos que te escribimos en el muro. Con esos ojos, ¿Hay quien se dé cuenta si engordas o adelgazas? Yo te leo y disfruto haciéndolo y que siga engordando tu ego, para eso lo tienes ¿no?